sábado, marzo 2

Borrell exige la «liberación inmediata» de altos cargos del Gobierno de Níger detenidos por los golpistas

El Alto Representante de la Unión Europea, Josep Borrell, ha exigido este lunes la liberación inmediata de altos cargos del Gobierno de Níger, que han sido detenidos por los golpistas en los últimos días.

«La Unión Europea denuncia las continuas detenciones de ministros y altos cargos del Gobierno del presidente (ahora derrocado), Mohamed Bazoum, por parte de los golpistas en Níger. Pedimos su liberación inmediata«, ha indicado Borrell en su cuenta de la red social X, anteriormente conocida como Twitter.

Las declaraciones del jefe de la diplomacia europea han tenido lugar horas después de que Kalla Ankouraou, portavoz del que fuera partido gobernante de Bazoum, el Partido Nigerino para la Democracia y el Socialismo (PNSD), denunciara la detención de varios ministros y figuras de la formación política.

Entre los arrestados están el presidente del PNSD, Foumakoye Gado; el ministro de Petróleo, Sani Issoufou Issoufou, que es también hijo del expresidente Mahamadou Issoufou; la ministra de Minas, Ousseini Hadizatou; el ministro de Transportes, Alma Oumaru; el exministro del Interior, Souley Adamou; y el exministro y diputado Kalla Moutari.

«Estas detenciones confirman el carácter represivo, dictatorial y contrario a la ley de la República que los golpistas evocan de manera vergonzosa e insultante«, reza un comunicado del PNSD en el que denuncian, a su vez, que estos »arrestos abusivos« tienen el objetivo de intimidar a los militantes de la formación política y de la democracia »para instaurar un régimen dictatorial y totalitario«.

Es por eso que el partido ha exigido la liberación inmediata y sin condiciones del presidente, de su familia y de todos los miembros del Gobierno «injustamente secuestrados«. Asimismo, ha denunciado y rechazado el »espectro totalitario y déspota que se cierne« sobre el país, »que es, sin embargo, un modelo de democracia y entrega pacífica del poder en la región«.

«Lanzamos un llamamiento urgente a las estructuras del PNDS a todos los niveles para que se movilicen aún más y prevengan por todos los medios el asesinato de la democracia en nuestro país», ha agregado el portavoz del partido, que también ha pedido «a todos los demócratas que se movilicen como uno solo para silenciar el fracaso del intento de destruir el progreso democrático, económico y social laboriosamente adquiridos».

Bazoum está retenido desde el miércoles, cuando un grupo de miembros de la Guardia Presidencial –encabezada por el general Abdourahmane Tchiani desde 2011– bloquearon los accesos al palacio presidencial en la capital, Niamey, e hicieron un llamamiento a los integrantes de las Fuerzas Armadas y la Guardia Nacional a sumarse a su levantamiento contra Bazoum.

La sublevación derivó en el establecimiento de la junta militar, conocida como Consejo Nacional para la Salvaguarda de la Patria (CNSP), cuyo portavoz, Amadou Abdramane, anunció además la disolución de la Constitución, la instauración de un toque de queda y el cierre de las fronteras del país.

Esta acción ha venido motivada por el ahondamiento de la crisis económica y de seguridad en el país, que hace frente a un incremento de las operaciones de las ramas de los grupos terroristas Estado Islámico y Al Qaeda.

La asonada ha azuzado nuevamente las preocupaciones sobre la inestabilidad política en Níger, un país que se ha visto sacudido por otros cuatro -ahora cinco- golpes de Estado desde que obtuviera en 1960 la independencia de Francia, así como varios intentos frustrados, el último de ellos en 2021, días antes de que Bazoum asumiera el cargo.